Consejos para canguros

Trabajar de canguro por primera vez: lo que necesitas saber

  • Añade una descripción clara a tu perfil que indique tus habilidades. Sé muy específico(a).
  • Elige y contacta a tu familia preferida. Planifica una llamada telefónica para conocerla mejor. Si todo sale bien, ¿qué te parece ir a visitar a sus niños? Recuerda encontrarte sólo con personas en las que confías, porque no evaluamos a los padres que se suscriben a Babysits.
  • Sobre todo si tienes menos de 18 años, siempre ve acompañada a la primera cita, nunca conoces del todo a la otra persona.
  • Si te piden que recojas a sus niños del colegio, es necesario que te presenten a los profesores de sus niños y a los otros padres. Pídeles que te presenten a todas las personas necesarias.
  • Recuerda que es normal que los padres pidan ver tu DNI o pasaporte, pero nunca envíes una copia de tu DNI o pasaporte por correo electrónico, ¡Enséñaselo sólo en persona!
  • La edad es importante. Babysits tiene un requisito de edad mínima de 13 años, para asegurar la calidad y confianza de los servicios ofrecidos en nuestra plataforma.

El mejor trabajo de tiempo parcial

Trabajar de canguro es probablemente el mejor trabajo que hay, porque puedes jugar con niños y luego relajarte cuando se van a la cama. Con Babysits, es aún mejor, porque tienes la oportunidad de controlar tus horas de trabajo y seleccionar mejor a tus empleadores.

Si te gustaría cuidar de niños profesionalmente, considera registrarte en una agencia de cuidado de niños ¡y conviértete en niñera! En una agencia de este tipo podrás hacer cursos y aprender mucho sobre el cuidado de niños.

Formulario de Ingreso

Pídele a los padres que completen este formulario antes del primer día de trabajo. Esto ayudará a prevenir problemas mientras estés trabajando.

Ver formulario de ingreso

Prepárate

  1. Agenda. Asegúrate de tener espacio en tu agenda para poder trabajar de canguro. Pregúntale a los padres en qué horarios vas a trabajar y durante cuanto tiempo. Planifica tus encuentros a través de Babysits. Te mantendremos al tanto con notificaciones. Recuerda que siempre puedes negociar las horas de trabajo. Nunca aceptes un trabajo si tienes otras obligaciones, como estar en el colegio, en la oficina o cuidar de tu propio hijo (excepto si estas registrado(a) con el servicio de padres para padres)
  2. Instrucciones especiales para bebés. En el caso de que estés cuidando de un bebé, siempre pide a los padres que te den instrucciones de cómo cuidar a su bebé. Por ejemplo, debes saber dónde están todos los materiales de cuidado como los pañales, chupetes, etcétera.
  3. Establezcan acuerdos sobre el uso de las cosas en la casa. Si estás trabajando de canguro en la casa de la familia, no siempre puedes usar todas las comodidades (nevera, televisión, teléfono, etc). Clarifica con los padres lo que puedes usar y lo que no dentro de la casa, para evitar problemas y asegurar una experiencia positiva.
  4. Reglas de la casa. Siempre pregunta a los padres si están esperando a alguien y si puedes contestar el teléfono. Puedes pedirles que activen su contestador automático o la función de reenvío de llamadas para no distraerte. Pregúntale a los padres qué llamadas tienes que atender.
  5. Investiga. ¿Qué les gusta hacer a los niños? Los niños tienen diferentes intereses dependiendo de su edad y personalidad. Aprende lo que les gusta y adapta el tipo de cuidado a cada niño.

Qué hacer mientras trabajas de canguro

Cuidar de los niños, requiere entrenarse, tener paciencia y comprensión, siempre debes estar preparada para cambiarle el pañal a un bebé o recoger algún desorden.

Paso a paso

  1. Apúntate esta información: número de teléfono, dirección y número de teléfono de la casa, los nombres de los niños, números de teléfono en caso de emergencia y las posibles alergias de los niños. Siempre pregunta dónde está el botiquín de primeros auxilios.
  2. Nunca abras la puerta a un desconocido. Por tu seguridad, abre sólo la puerta a las personas que tu o los padres están esperando. Siempre pregunta quién es antes de abrir la puerta, y pregunta a los padres si puedes invitar a alguien antes de hacerlo. En caso de duda, mejor no abras la puerta.
  3. Lo que puedes hacer mientras trabajas de canguro. Si tienes mucho tiempo con los niños, ¿por qué no probar a hacer manualidades? También puedes pedirle a los niños que propongan actividades, para tener una experiencia más agradable. ¡Una actitud positiva puede ayudar mucho! Hemos propuesto algunas ideas de actividades al principio de esta página para inspirarte y que puedas usarlas al trabajar de canguro.
  4. Siempre tienes que estar en la misma habitación que el niño y sin perderlo de vista para que esté seguro. ¡La seguridad debe ser siempre tu primera prioridad! No dejes a los niños jugar afuera a menos que estén supervisados y ¡no salgas con ellos a menos que los padres estén de acuerdo!
  5. Lleva a los niños a la cama a la hora que te hayan indicado los padres Es muy importante que los niños vayan a la cama a la hora indicada por los padres, para no interrumpir la rutina. Esto es necesario para que los niños no se despierten demasiado pronto, porque luego no podrán retomar el sueño. Si los niños no quieren ir a la cama, puedes intentar darles su juguete favorito o leerles un cuento. Recuerda que los niños pequeños se pueden poner gruñones cuando están cansados, ¡así que no te asombres si empiezan a llorar! Por último, vigila a los niños con regularidad incluso mientras están durmiendo.
  6. ¡Juega con los niños! A los niños les encanta jugar, así que no tengas miedo a ser juguetón. Sé tú mismo(a) y pásala bien – si te estás divirtiendo, probablemente el/la niño(a) también. Recuerda que los niños contarán la experiencia a sus padres, así que asegúrate de que la pasen bien.
  7. Limpia antes de que regresen los padres. Intenta dejar la casa como la encontraste. Esto conlleva limpiar tras las actividades y preparación de comida. Puedes pedirle al niño que recoja sus juguetes, pero trabajos como lavar los platos los debes hacer tú.

Primer contacto con la familia

Aconsejamos a los/las canguros encontrarse con los padres y los niños antes del primer día de trabajo. Para tu seguridad, te recomendamos que se encuentren en un lugar público y que lleves a alguien contigo.

Tómate tu tiempo para sentirte cómoda con los padres, incluso si ello implica encontrarse varias veces antes del primer día de trabajo. Los padres pueden quedarse en casa el primer día del encuentro, para ver cómo interactúas con sus niños y que puedas hacerles preguntas. Si prefieres que traigan a sus niños a tu hogar, ¡asegúrate de que los padres conozcan bien tu casa!

Si todo parece ir bien, y quieres cuidar de los niños, te recomendamos que cuides todos los detalles antes de empezar, para ir preparada. Puedes utilizar nuestro formulario de ingreso formulario de ingreso como guía.

Babysits ofrece el servicio de mensajería privada para facilitar la comunicación entre los usuarios. Es importante que te comuniques a través de Babysits, hasta que te sientas lo bastante cómodo(a) como para intercambiar información de contacto y pasar a otras plataformas (ej. SMS, WhatsApp). Por favor ten en cuenta que, al no tener pruebas de la interacción, no podemos ayudarte con quejas de mensajes enviados desde otra plataforma. Al usar otra plataforma, lo haces bajo tu propio riesgo.

Trabajar de canguro junto con alguien más

Siempre viene bien tener una ayuda, especialmente cuando estás cuidando de varios niños. Si los padres te lo permiten, ¿por qué no invitar a un(a) amigo(a) para que te ayude y te haga compañía mientras los niños duermen?

¿Quieres recibir más consejos?